Ahi Viene El Barrio

Original at http://www.huffingtonpost.com/michael-gouldwartofsky/here-comes-the-neighborho_b....

El Movimiento de Vivienda se Convierte Global en el Este de Harlem, Nueva York

Aquí, en medio de las ruinas en la época del aburguesamiento globalizado, un tipo de movimiento glocal de inquilinos se está construyendo, a la vez arraigado localmente y conectandose globalmente.

El 6 de Abril 2008, una convergencia de dimensiones global se estaba poniendo en marcha en los escalones del edificio municipal de la ciudad de Nueva York. En ese momento, te lo podías haber perdido. Te lo podías haber perdido en las noticias.

Ese día fue el lanzamiento de la Campaña Internacional en Defensa del Barrio, iniciada por una organización comunitaria de los de abajo de más de 600 inmigrantes y familias de bajos recursos enfrentando desplazamiento de su vivienda en el Este de Harlem: Movimiento por Justicia del Barrio (Movimiento), o La Otra Campaña Nueva York (relacionado a La Otra Campaña de México).

Miles de millas lejos, los ejecutivos de Dawnay Day basado en Londres—la corporacion multi-nacional que acaba de comprar 47 edificios (o 1,137 hogares) en el Este de Harlem en un esfuerzo para construir un imperio de bienes inmuebles de 5 billones de dólares—no pudieron pronosticar el destino ignominiosa que se le esperaba a sus inversiones en el exterior.

Dos años, protestas innumerables, un juicio monumento, y después una crisis finánciera global, todavía el Movimiento existía, mientras que Dawnay Day ha fracasado como los Hermanos de Lehman y sus propiedades en el Este de Harlem han caído en ejecución hipotecaria.

(Más reciéntemente, Movimiento montó un caso legal exitoso a la compañía que se retuvo para administrar los edificios y ha lanzado una campaña para bloquear un casero con una historia de aburguesamiento de comprár los edificios.)

Ahora, despues de haber luchado y ganado contra propietarios de Harlem a Londres, Inglaterra, de haber enmascarado a políticos antipáticos (incluyendo la Concejal Melissa Mark-Viverito), y sobrevivió el supuesto surjimiento de equidad de los años 2000, el Movimiento está llevando la lucha comunitaria a un nivel nuevo de sofisticación global.

La dimensión del movimiento fue expuesto vívidamente una noche de un Domingo en Febrero, se acurrucó en la calle este de la 116 en Nueva York, en un centro comunitario, lo cual fue llamada como el Tercer Encuentro por la Dignidad y Contra el Desplazamiento.

Aquí estuvieron los anfitriones de la noche, los miembros de Movimiento por Justicia del Barrio dirigiendo consignas bilingües y intercambios entre cientos de luchadores sociales y más de 40 grupos que habian llenado el espacio incluyendo una variedad de vecindarios locales: (“Nueva York no está a la venta!”).

Había representantes jóvenes de SudÁfrica del Movimiento de Habitantes de Casas de Carton (Abahlali baseMjondolo), comunicando con la gente del Encuentro atreves de skype desde municipios en Cape Town y Durban, donde los residentes están resistiendo desplazamiento forzado frente a la Copa Mundial del 2010. '

“Dicen que la época de apartheid se acabó,” explicó Mazwi Nzimande, un estudiante de secundaria del barrio “Joe Slovo”. “Pero hay un nuevo sistema de apartheid que está rigiendo en SudÁfrica, y el apartheid está entre el rico y el pobre.”

Hablando con los reunidos en la calle 116, Mazwi seguía, “Quiero que ustedes sepan que no estan solos…y que no importa que los de arriba son poderosos. Nosotros somos más fuerte. Seguiremos luchando y triunfaremos.”

En respuesta, los integtrantes de Movimiento comenzaron las consignas en español “Viva SudÁfrica!” “No están solos!” “Aquí, allá, la lucha seguirá!”

También aquí en el Encuentro, estaban el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra (FPDT), de San Salvador Atenco, México, cruzando la frontera (como quien dice) para unirse a la conferencia en vivo por video.

Residentes de Atenco han enfrentado represión violenta por defender la comunidad de intentos de reemplazarla con un aeropuerto comercial—en 2006, dos jóvenes murieron como consecuencia de un ataque policial, 26 mujeres fueron violadas, y 12 prisioneros políticos todavia estan detenidos.

El año pasado, Movimiento respondió cerrando el Consulado Mexicano en Nueva York. En medio de secuencias por video de la toma del Consulado, la líder del FPDT, Trinidad Ramírez del Valle, notó, “Distancia, fronteras no pueden impedirnos de luchar contra tanta injusticia…Estamos contentos de ver cuántos están apoyándonos. Sabemos que nuestra lucha es justa y digna.”

Mensajes de solidaridad revoleteaban de aquí para allá, de vez en cuando de la y hacia la pantalla, de un continente a otro, pero también de un vecindario a otro vecindario:

Aquí estaba Nellie Bailey del Consejo Inquilinos de Harlem (Harlem Tenants’ Council), hablando contra el rezonamiento de la calle 125; aquí estaba Tom DeMott de la Coalicion de Conservar la Comunidad (Coalition to Preserve Community), hablando contra la expansión de la Universidad Columbia; aquí estaba Javier Salamanca de la Alianza de Vecinos de Sunset Park (Sunset Park Alliance of Neighbors), hablando contra el desarrollo creciente de altos edificios lujosos.

Aquí, también, estaba Dahoud Andre, un activista haitiano basado en Brooklyn integrante de Lakou Nueva York quien acaba de regresar de una misión comunitaria a la escena del catástrofe hecho por hombre que han dejado 300,000 personas muertas y un millon de personas sin techo desde el 12 de enero:

“Haití ya no está en los medios de comunicacion como estaba antes, pero la tragedia continua. El problema es refugio.”

Dahoud tenía consejos para aquellos que quieren apoyar a los desplazados Haitianos: “Apoyen a sus las organizaciones locales comunitarias. No a las grandes, tal como el Fondo Clinton-Bush. Estas son las personas responsables por la destrucción en Atenco, Haití, y Harlem. No esperamos la solidaridad de ellos. La solidaridad que esperemos es de los de abajo, de nuestro amigos verdaderos. Lo esperamos de ustedes.”

El encuentro finalizó con la rompedura tradicional de la “piñata neoliberal,” lo que, este año como todo los años, atrojó un multitud de niños rebeldes de El Barrio. Uno tras otro, ellos pegaron, y pegaron, y otra vez pegaron, con todas sus fuerzas con sus brazos chiquitos, hasta que el verde espantoso monstro se reventó y los dulces llovían en sus manos.

FOTOS DEL TERCER ENCUENTRO NUEVA YORK POR LA DIGNIDAD Y CONTRA EL DESPLAZAMIENTO AQUI:

http://www.huffingtonpost.com/michael-gouldwartofsky/here-comes-the-neig...

Last edited on Wed, 2011-08-10 15:26